jueves, 10 de abril de 2014

Risotto de champiñones






Hoy toca entrada sorpresa!

Como ya os dije de vez en cuando os también publicaré los jueves serán como entradas sorpresa.  Así las semanas que pueda sacar algo de tiempo aprovecho y os voy enseño lo que va saliendo de mi cocina. 

Y esta vez toca un entrada salada!

 


La semana pasada en el grupo de Facebook Reto 52 Weeks el ingrediente que tuvimos que preparar fue Verduras.

Si, ya sé que los champiñones no son verduras pero después de discutir con la jefa aceptamos barco como animal acuático, jejeje, así que por esta vez los champiñones se cuelan en el grupo de las verduras.

Y con ellos cubro el reto semanal preparando este risotto que está para chuparse los dedos.

Vamos con los ingredientes?

Apuntad…

600-1000ml de Caldo
Aceite de oliva
300g de champiñones
2 dientes de ajos picados
2 cucharadas de perejil
250g de arroz
1 vaso y medio de vino blanco seco
30g de queso parmesano
Sal
Pimienta negra
200ml de nata para cocinar

Calentamos el caldo hasta hervir.
Rehogamos el ajo y los champiñones cortados en juliana, espolvoreamos el perejil.
Añadimos el arroz cuando los champiñones estén blandos.
Rehogamos dos o tres minutos hasta que esté translucido.
Echamos el vino blanco y dejamos reducir.
Añadimos un cucharón de caldo y removemos hasta que lo absorba.
Salpimentamos.
Repetimos la operación sin dejar de remover hasta que el arroz esté listo, más o menos unos 20 o 30 minutos.
Retiramos del fuego. Añadimos el queso rallado y la nata y removemos para que se mezcle bien.
Dejamos reposar unos minutos antes de servir.
 
Y listo!

Buenísimo y superfacil

Ñammmmm

Espero que os haya gustado, la receta la conseguí en un curso de cocina que hice hace mucho tiempo, pero aún no la había probado en casa.

Besos a todos!



lunes, 7 de abril de 2014

Galletas brownie




Buenos días!

Empezamos la semana con energías renovadas, vamos, suponiendo que este fin de semana os hayáis portado bien y hayáis descansado, jejeje, si no por lo menos volvemos con aires nuevos y la cabeza despejada.

Hoy os traigo estos brownies convertidos en galletas que no dejarán a nadie indiferente. 







Cuando se las vi a Clemenvilla en su blog Bocados de cielo no pude resistirme y tuve que salir corriendo a la cocina y colgarme el delantal.

Entre las ganas que tenía yo en ese momento de chocolate, la pinta que tenían en las fotos y que ella avisaba que son altamente adictivas, estaba deseando que salieran del horno para hincarles el diente. 

Y así fue, en cuanto las saqué del horno cogí una de las galletas…. y me quemé! seré bruta, si desde que se inventó el soplar el que se quema es porque quiere, no? 

Aprendida la lección, la dejé reposar como unas 30 segundos y me la zampé!

Por favor, que buena estaba!!!! Crujiente por fuera, blandita por dentro, con ese sabor tan, tan intenso a chocolate…. deliciosa!

Nada, imposible comerte solo una. Y más cuando la segunda ya no quema, jajajaja.



 


Los ingredientes? Seguro que los tienes en casa, así que… donde está tu delantal?

Ingredientes:
150g de azúcar
1 cucharadita de extracto de vainilla
1/2 cucharadita de café soluble
2 huevos M
35g de harina
20g de cacao en polvo
1 pizca de sal
¼ de cucharadita de levadura
145g de chocolate fondant
30g de mantequilla
100g de chocolate fondant troceado
En un bol tamizamos juntos la harina, el cacao, la levadura y la sal.

En otro bol de la batidora batimos los huevos, el azúcar, la vainilla y el café hasta que la mezcla doble su volumen.

Derretimos el chocolate con la mantequilla en el microondas a baja potencia un par de minutos, removemos hasta que se mezcle.

Unimos la mezcla de huevos con la del chocolate, de manera envolvente para que no se baje y después la harina también con movimientos envolventes. Incorporamos los trozos de chocolate repartiéndolos bien en la mezcla.

Preparamos la bandeja del horno con papel para horno y vamos poniendo cucharadas de la masa en ella dejando unos centímetros entre cada cucharada ya que en el horno se expanden.

Horneamos con el horno precalentado a 190 grados unos 10-12 minutos.

En su blog Clemenvilla nos dice que aguantan crujientes bien guardadas unos 4-5 días, pero siento deciros que no he tenido la oportunidad de comprobarlo.

Otra vez será, o no?

Queréis una?





Lo que sí que he comprobado es lo de que son altamente adictivas, jajaja


Nos vemos en la próxima! 

Besos



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...